domingo, 31 de octubre de 2010

Valles de eternas Lunas

Hace tiempo, mucho tiempo, en los valles de eternas Lunas, donde jamás se vislumbraba un rayo de sol, habitaba una princesa de hermosura inigualable. 
Su piel clara casi transparente, se confundía en ocasiones con el dulce paisaje nevado que la rodeaba. Sus cabellos largos y negros como el carbón, se mecían al suave viento que la recorría como si de un escalofrío se tratase. Sus ojos profundos y negros evocaban la tristeza de las almas errantes que buscaban el descanso de la paz eterna. 
Hacía cientos de lunas que la princesa esperaba que su amor regresase, pues hacía ya tiempo que este había partido espada en mano a combatir en las montañas doradas para serles devuelta la luz del astro rey. 
Pero él no regresaba... y la princesa poco a poco se veía sumida en una pesadilla helada donde sus cadenas eran sus recuerdos, y su mayor miedo la distancia... 
Miles de lágrimas caían diariamente a su paso por los bosques blancos... millones de gemidos tormentosos y suspiros melancólicos conocían ya las ramas desnudas del lugar... Cada día la princesa recibía de un cuervo una rosa blanca de su amado demostrándole así que seguía con vida y que su amor aumentaba a cada paso que de ella se alejaba... La princesa deshojaba todos los días la rosa dejando caer sus pétalos sobre el colchón de su alcoba... 
Pero llegó el día en que el cuervo no llego a la hora que debía llegar... y la princesa esperó... y esperó horas de intenso dolor hasta que su corazón no pudo aguantar la presión de lo que su mente imaginaba... 
Esa misma noche cuando la Luna llena alcanzó su punto más alto en el cielo, sus manos marmóreas ataron la soga con la que se ahorcó. 
En ese preciso instante su príncipe cruzaba el umbral de su habitación... pero ya era demasiado tarde... ella de espaldas a el permanecía ya colgada lánguidamente mecida por la suave brisa que acariciaba su cuerpo sin vida. 
Un grito desgarró el silencio de la estancia empañada de muerte. 
El la descolgó y la tumbó sobre la cama cubierta de los pétalos que ella había deshojado... los cabellos de la joven se tornaron blancos al instante, y de sus ojos cerrados comenzaron a caer leves gotas de sangre que circularon sobre las mejillas de su semblante hasta perderse entre su pelo. 
Él la abrazó con fuerza mientras lloraba y maldecía a voz en grito. 
La besó suavemente mientras le daba el definitivo adiós... y notó un leve aleteo en la ventana. 
Se giró y vio al cuervo herido sobre el alfeizar con una rosa negra en el pico...

16 Sueños.:

Alicia Alina dijo...

muy buen blog, me encanta y te sigo de ceerca, una invitación al mío:

globosagua.blogspot.com

Besos de purpurina, ali.

Bela dijo...

muchas gracias : )
ahora voy a seguirte : )

Besos de luna, bela.

Mollie y Charlotte dijo...

Nos ha gustado mucho tu blog:)
Pasate por el nuestro... es un nuevo proyecto :)
mollieycharlotte.blogspot.com

Bela dijo...

muchas gracias :)
me paso ahora :)
beso de luna :)

josi dijo...

me gusta el texto .. te sigo ;)

saludos y espero que te vaya super con tu blog ;)

cuídate♥

Bela dijo...

muchas gracias :D

don vito dijo...

Hola, bello blog, preciosas entradas, te encontré en un blog común, si te gusta la poesía te invito al mio,será un placer,es,
http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
muchas gracias, buena tarde, besos.

Soñadora compulsiva dijo...

una entrada bellisima!
kiss

Lily dijo...

Muy bonito!
Me ha encantado!!

un beso!!

María dijo...

Me gusta lo que escribes. Me pasaré más por aquí ;)

Estás invitada a mi blog siempre que quieras
www.arboldeluz.com

besos blogosféricos!!

Bela dijo...

Muchas gracias a todo@s :)

eliale dijo...

woow es hermoso ♥

me encanto el cuento
ya te sigo:)


elialedlc.blogspot.com

me lees?
me sigues?
un besote

Bela dijo...

Gracias :D
ahora mismo voy :)

La sonrisa de Hiperión dijo...

Encantador blog el tuyo, un placer haberme pasado por tu espacio.

Saludos y un abrazo.

Bela dijo...

muchas gracias :)

Ariadne dijo...

Beautiful post.

Soñadora de olvidos.

Mi foto
Bela
Soy una soñadora de palabras, se podría decir que la única forma que encuentro de desahogarme es escribiendo. Me encanta la fotografía y todo lo relacionado con ella, en un futuro espero vivir de ello. No soy perfecta, nadie lo es. Me encanta salir a pasear. Lo que más me gusta es ver películas en casa, sobre todo las tardes de lluvia, pero siempre en compañía. Y me encantaría vivir en Londres, y viajar por todo el mundo.
Ver todo mi perfil

Soñadores de palabras.

Con la tecnología de Blogger.